Naruto Reliquias Ninja


Problematico regreso a casa | Entrenamiento de chakra

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Problematico regreso a casa | Entrenamiento de chakra

Mensaje por Koga Namikaze el Mar Ene 26, 2016 1:54 am

Era una larga y fría noche en la aldea de la hoja, todo era tal y como siempre, los ANBU custodiando las puertas, shinobis en las calles y hasta los mismos borrachos de siempre siendo echados de sus bares por distintos disturbios. La luna brillaba en todo su esplendor, alumbraba a las calles de aquella hermosa aldea que ahora se encontraba en pleno crecimiento, tras pasar por un pequeño periodo donde no tenían líder, aquel hombre digno de ser llamado Hokage.

Las luces de las casas, poco a poco se iban apagando una detrás de la otra, dejando así a la merced de la oscuridad de la noche, que de no ser por la luna nos haría perder totalmente. En la esquina más recóndita del barrio Namikaze, una pequeña casa de doble planta permanecía con sus luces encendidas, dentro se encontraba una hermosa mujer, solitaria y triste mirando por la ventana en la espera de una persona, que al parecer ya había estado fuera por bastante tiempo. Unas pequeñas lágrimas caían por su rostro, se deslizaba lentamente hasta finalmente caer y tocar el suelo. Sus ojos parecían estar hinchados, ya un tiempo llevaba llorando por lo que se podía ver. Tras varios minutos, de pequeñas lágrimas cayendo una detrás de la otra decidió apagar todas las luces e irse a acostar.

Mientras tanto en la otra punta de la aldea, justamente en la entrada, dos pequeñas siluetas comenzaban a divisarse a lo largo de aquella enorme entrada. Una era un poco pequeña y por lo que se podía notar también era algo anciano. Mientras que la otra era una figura más estética, más joven, más alta y llevaba con ella una enorme cabellera rubia. Finalmente Koga había vuelto de su largo viaje, con el fin de volverse más fuerte se había ido de viaje con aquel anciano. Todo había sido demasiado rápido para el mismo Koga. Tras estar combatiendo contra la sombra, el anciano le hizo una invocación a la inversa y lo mando al monte myoboku, allí se había encontrado con varias criaturas extrañas, sapos que hablaban que lo obligaron a entrenarse. Tras varios días de estar encerrado allí y comer aquella asquerosidad, que los sapos llamaban comida, había aprendido a invocarlos y varias técnicas más. Un día el anciano nuevamente apareció, bastante herido al parecer. De alguna manera había logrado escapar de la sombra pero había salido gravemente herido, según el anciano era momento de que Koga continuase su entrenamiento en otro lado y que comience a prepararse para combatir con la sombra. Todo estaba listo, todo lo que había pasado en aquel monte solo lo sabía Koga, lo duro que había sido su entrenamiento y su larga estadía, casi dos semanas sin saber de su madre ni de la aldea.

Poco tiempo le dio el anciano al joven gennin- que nuevamente se había perdido de otro examen chunnin por haber estado en aquel raro y paradisiaco lugar- para despedirse de su madre y avisarle que tomaría un largo viaje de unos cuantos meses.

Ahora finalmente su silueta se dejaba ver en la entrada, tras casi nueve meses de viaje, volvía a su aldea, a ver a su madre y ahora era más fuerte que nunca. Tras su largo viaje, el mundo shinobi se había vuelto loco, la aldea se había puesto algo raro a pesar de haber conseguido cierta estabilidad pero de todas maneras, el era lo bastante fuerte como para defenderla. Lo primero que hizo fue despedirse de la sombra con una reverencia -Gracias sensei. Espero que nos volvamos a ver.- comento Koga mientras comenzaba a tomar velocidad pero era interrumpido por las palabras de su anciano sensei -Iré a ver si puedo seguir el rastro de la sombra, en nuestra última batalla por alguna razón desapareció y me dejo a mi merced. Veré si logro encontrar más acerca de ella.- agrego el viejo mientras realizaba un movimiento con su mano para que el joven gennin siguiera con su camino.

Entre las oscuridad, Koga se movía a una enorme velocidad directo hacia su casa. Lentamente a lo lejos comenzaba a divisarla, lo único que lograba ver era una pequeña luz, la cual parecía ser la de su habitación, la cual tanto extrañaba. A medida que se acercaba todo comenzaba a parecerle muy raro, estaba la posibilidad de que su madre hubiera apagado todo para dormir pero porque dejaría prendía la luz de su habitación. La duda comenzaba a recaer en Koga que comenzaba a moverse a una mayor velocidad, de repente dio un gran salto en uno de los techos de las casas quedando suspendido a una gran altura, desde la cual podía ver su casa entera a la perfección. Al llegar noto que todo estaba abierto y había claras marcas de que su madre había sido llevada a la fuerza. Sin dudar lo primero que hizo fue dirigirse a su cuarto, donde todo estaba desordenado como si hubieran estado buscando algo. No había rastro alguno en toda la casa, lo único que había quedado de los secuestradores era el desorden en el cuarto de Koga "Madre ¿Quién hizo esto?...mmm eso es " pensó el joven, mientras tomaba un pequeño pedazo de tela que al parecer estaba enganchado en uno de los cajones de la cómoda de su cuarto. Sin lugar a duda ese pedazo, tenía el símbolo del clan Namikaze, ese que todos los shinobis miembros del clan llevaban en sus ropas, todos menos el.

Solo había dos lugares posibles donde su madre podría haber sido llevada, uno era el templo Namikaze y otro el edificio del líder. Por alguna razón, algo en el interior de Koga le advirtió que su madre estaba en el templo, allí seria donde se dirigiría. Era increíble su entrenamiento había rendido mucho fruto, la velocidad a la que se movía era increíble casi irreal, había sobrepasado sus propios límites sin lugar a duda.

Ya varias veces había irrumpido en aquel templo, se sabía todos sus secretos de memoria por lo que no le fue muy difícil entrar. Tras varios minutos de estar vagando por las distintas habitaciones, a las cuales nunca había entrado, encontró lo que al parecer era un cuarto con muchas celdas en una de ellas logro reconocer a su madre y hacia allí fue rápidamente -¡¡Madre!!- grito el joven mientras corría hacia su madre -Hijo volviste…No tienes que estar aquí, es peligroso para ti.- dijo la mujer que por una razón desconocida tenía sus ojos vendados -Ella tiene razón, es peligroso para ti pequeño sangre sucia.- comento un joven, muy parecido a Koga que portaba con orgullo el chaleco de un jounnin. Koga lo conocía, era el hermano de quien lo había vuelto loco en la academia, aquel que hace poco había vencido en el campo de entrenamiento de la academia -Desde que mi hermano menor me conto lo que le hiciste, he querido luchar contigo.- agrego el joven mientras Koga, que ya había liberado a su madre, se paraba frente a él, ambos tenían la misma altura Koga había pegado un largo estirón esos meses que había pasado fuera -Déjame pasar- dijo Koga mientras dejaba deslizar su katana que llevaba enganchada en la parte de la espalda, un simple movimiento basto para que la batalla comenzara.

Kunais y katanas chocaban a lo largo de aquella pequeña pero ancha habitación. Koga sabía que era peligroso utilizar algún ataque en aquel cuarto, su madre tenía los ojos tapados y podría salir lastimada ante cualquier derrumbe por lo que decidió llevar la batalla a otro lugar. Este era en las afueras del templo, sin problema logro que el jounnin lo siguiera. Ataques iban y venían, era una inmensa batalla. A pesar de la diferencia de rango, el nivel de aquellos dos era muy parejo, sin duda, sería una larga y destructiva batalla. Koga que portaba un kunai en su mano izquierda y su katana regalada por el anciano, en su mano derecha, chocaba contra su contrincante que se encontraba en igualdad de condiciones.

Tras varios minutos de intercambio de taijutsu, kenjutsu y ninjutsu, los shinobis tomaron distancia y comenzaron a formar una esfera en su mano derecha, el rasengan. Ambos se lanzaron con uno de sus mejores ataques en busca del otro. Sin pensar en lo que podría pasar, sus ataques chocaron y una gran explosión se originó. Ambos salieron despedidos por tal tremendo radio de explosión Eres bueno lo admito…pero no estas a mi nivel, eres un simple sangre sucia y gennin sirve para nada.- agrego el joven que creaba un clon y comenzaba a juntar una enorme cantidad de chakra formando un cho odama rasengan en su mano derecha -Este estúpido clan y sus jerarquías me tienen cansado, te demostrare todo mi poder.- comento Koga mientras creaba un par de clones y estiraba su mano para que ambos comenzaran a acumular chakra en su mano. Una esfera muy parecida al rasengan comenzaba pero esta era diferente, tomaba un tono más blanco y generaba un ruido muy distinto al de su ataque característico.

Sin pensarlo, el jounnin comenzó a correr contra Koga quien con mucha tranquilidad seguía formando su técnica. De repente una voz hizo detenerlo, era el líder del clan aquel que Koga nunca había visto, aquel que se creía que era muy poderoso tanto como su padre -Ya basta, puedes llevarte a tu madre.- dijo el anciano mientras daba un golpe al jounnin haciendo que el ataque se disipara, mientras Koga hacia lo mismo y se retiraba con su madre tras una reverencia -Padre, ¿Por qué hiciste eso?- dijo el joven mientras se levantaba del suelo -Ese niño…está a tu nivel o quizá es aún más fuerte que tu…Eso que estaba formando era el Rasen shuriken.- tomo aire el hombre mientras el jounnin duplicaba -¿Qué? Pensé que eras el único capaz de dominarlo.- se quedó esperando la respuesta de su padre con mucha impaciencia -Yo pensaba lo mismo pero de alguna manera ha logrado dominarlo, será mejor que te pongas a entrenar o la historia se repitiera.- comento mientras en voz baja que el solo podía escuchar agrego -Es increíble que a su edad se haya vuelto tan fuerte, será mejor que me asegure que la sombra se encargue de el de una vez por todas.-
avatar
Clan: Namikaze
Ninjutsu
Ninjutsu Elemental
Sapos
Juinjutsu
Fuuton Katon Doton Jinton Clase A

Ryous : 9080 Mensajes : 149
Fecha de inscripción : 07/01/2016

Ver perfil de usuario
Genin de Konoha

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.