Naruto Reliquias Ninja


a por el ladrón de joyas

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

a por el ladrón de joyas

Mensaje por Ren Namikaze el Vie Ene 22, 2016 10:10 am

En el mismísimo despacho del señor Hokage tras haber entregado el pergamino robado, un ninja integrante del clan Hyuga, lo sabía por lo obvio sus ojos. Apareció en el despacho irrumpiendo mi entrega del pergamino. -¡¡¡Señor Hokage!!! Dijo el Hyuga jadeando y acelerado. -¿Qué sucede Hayato? Dijo el Hokage al escuchar al joven alterado. -Se ha producido un robo en la joyeria... según dice el empleado era un ninja con el símbolo de su protector similares a los de otogakure... ha sucedido hace ya dos horas mientras el alboroto del pergamino robado... -En ese caso... ¿El robo del pergamino solo fue un señuelo? -Lo más probable es que así sea. Pero ya no importa ese detalle, nos lleva dos horas de ventaja y hay que darle caza antes de que pueda contar a alguien en nuestro error de seguridad. La aldea correría peligro... Así que os encargo a ese ninja a vosotros dos... Tened cuidado si ha sido capaz de infiltrarse en la aldea puede ser peligroso. -¡Entendido! -¡Si! Dijimos ambos mientras desaparecíamos del despacho en un estallido de humo.

Al salir del despacho y de la aldea a gran velocidad nos adentramos al bosque en dirección de la frontera entre el país del Fuego y el del Arroz. Hayato activó su Byakugan, lo cual nos ayudaba a seguir su rastro sin tener problemas. A pesar de la distancia de ventaja que este ninja ladrón nos sacaba poco a poco nos íbamos acercando. Al parecer este estaba huyendo tranquilamente confiado en que nadie se habría percatado. Pero se equivocaba, Hayato lo iba siguiendo con su poderoso doojutsu y este me indicaba hacia donde teníamos que dirigirnos para atraparlo. Tras una hora de persecución lo teníamos ya bastante cerca. Nos disponíamos a asaltarlo cuando de pronto aparecieron cinco ninjas del sonido cortándonos el paso. El ladrón aprovecho la situación para escaparse con su botín. -¡Tsk! perderemos mucho tiempo aquí... Dije molesto mientras situaba mi mano derecha en una de mis katanas. -Debemos dividirnos... Yo me quedaré aquí... Ren da caza a ese ladrón... -Hayato... -No te preocupes por mí ¡Ves a por ese! Al escuchar eso lo miré a la vez que asentía con la cabeza. -¡Te espero pronto! Dije dándole ánimos mientras saltaba con gran fuerza hacia un tronco de un gran árbol para luego volver a saltar y perseguir al ladrón saltando de rama en rama. -¡¡No te escaparás!! Escuché decir a un enemigo a la vez que me lanzaba unos cuantos kunais y shurikens. -¡¡!! Al ver eso los miré sorprendido. Pero en ese instante donde estaban cerca de mí una ráfaga de chakra azul los desvió de mi posición. -Yo diría que el combate es contra mí... Dijo Hayato mientras prosigo mi avance en para dar caza al ninja ladrón.

Gracias al sacrificio de Hayato logre avanzar hasta esta a diez metros del enemigo Mientras saltaba de rama en rama comenzaba a hacer sellos de manos, concentrando mi chakra. -KATON: KAEN SENPŪ Dije mientras generaba una bola de fuego rotatoria la cual crecía de tamaño para luego lanzarla contra el enemigo, en forma de una llamarada en forma de torbellino ígneo. El enemigo al escuchar mi voz se detuvo y se volteó para mirarme. Al ver aquel fogonazo ninja trató de escaparse saltando pero el remolino ígneo era tan grande que a pesar del salto este recibió de lleno el ataque el cual de lo potente que era este era arrastrado mientras se quemaba por las llamas. El ataque lo arrastró dos metros, después de eso este desapareció mientras que este se estampa de espaldas contra el árbol quedándose gravemente herido. Al ver eso salto de mi rama para caer al suelo, una vez en el suelo camino tranquilamente acercándome a ese ninja. Al llegar hasta el ninja, le agarro de los pelos con mi mano izquierda a la vez que con el dedo corazón de mi mano derecha agarro un kunai por su anilla y lo saco de mi bolsa de herramientas de mi pierna derecha. Al hacer eso comienzo a dibujar círculos con mi dedo corazón haciendo que el kunai comenzase a dar vueltas. -Me has causado demasiados problemas... Dime... ¿El robo del pergamino era solo un señuelo para que pudieras robar las joyas? Dije mientras continuaba girando el kunai. Pero tras decir eso el ninja se quedó callado. En ese instante dejé de girar el kunai para agarrarlo por la empuñadura para luego clavarle en el cuello el kunai, una vez clavado el kunai con fuerza estiro de derecha a izquierda seccionando su traquita tanto como su arteria. -Si me hubieras hablado eso no te habría pasado... Dije mientras retiro el kunai y comienza ha hacer un gran reguero de sangre. Tras hacer eso cojo la mochila la cual este trataba de proteger. Al hacer eso me marcho al encuentro con Hayato, el cual al parecer derrotó a los enemigos. Tras hacer eso nos dirigimos a la aldea para devolver las joyas.
avatar
Clan: Namikaze
Ninjutsu
Ninjutsu Elemental
Halcones
Juinjutsu
Fuuton Katon Doton Clase B

Ryous : 1000 Mensajes : 206
Fecha de inscripción : 08/01/2016
Edad : 25
Localización : En algún lugar del mundo ninja

Ver perfil de usuario
Miembro Akatsuki

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.