Naruto Reliquias Ninja


Un pacto que se escribe con sangre [pacto de invocacion]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Un pacto que se escribe con sangre [pacto de invocacion]

Mensaje por R O H A N el Mar Ene 12, 2016 7:00 pm

El viento recorre las verdes praderas de aquellos campos de proporciones gigantes, colosales bosques sumergen a quienes caminan entre sus medulas en un misticismo único, aquellas tierras llevan en su historia y sus paisajes su nombre grabado con letra de sangre, la misma que se yergue en esas tierras es la más antigua y perpetua de todas las naciones, la piedra angular que dio vida a lo que es en la actualidad el mundo shinobi. Las aguas de un enorme rio se sacuden entre aquella fracción del bosque que es ocupada por un oriundo de aquellas tierras, las que se ocultan detrás de las hojas; Konoha, como es conocida por quienes la habitan así como para quienes reconocen el poder que guarda gracias a ellos que poseen la voluntad de fuego. El ejercicio ninija es esencial para los tiempos venideros, la posibilidad de una guerra es casi palpable.

–Necesitare de su ayuda para poder afrontar los eventos futuros, además… son como de la familia.

Mencionaba una voz dentro de una mente que reticulaba de manera infinita miles de formas de proceder ante su objetivo próximo. Sus cabellos se ondean entre el viento por el paso veloz que ejecuta en su andar, sacudiendo su cuerpo de rama a rama con velocidad endemoniada, pareciera perforar el espacio con agudo filo dejando detrás de sí una estela fina, como el reflejo de luz opaca que se pierde entre la atmosfera sumergida en obstinación dilatada, la fuente reside en aquel shinobi que parece fundirse en una destello blanco que se pierde de pronto, la velocidad impresa es estupenda, como si recorriera el mudo entero en un segundo. El uso del chakra es perfecto, su aliento no se altera o se merma, indudablemente se trata de un shinobi de condiciones excepcionales.  

–Me agrada, será aquí.

Menciona esta vez fuera de sí, musitando al tiempo que su aguda mirada se encaja en una zona de suelo fértil, posa entonces sus pies dejando caer la punta de la diestra en acto continuo su talón abate los verdes pastos, deja caer todo el peso de su cuerpo mostrándose finalmente de cuerpo entero; su vestimenta es la apropiada para un shinobi de elite, la de un jounnin pero de tonos completamente oscuros, solo resalta en su espalda el símbolo del remolino con su característico tono naranja. Sus cabellos ligeros se posan en sus hombros a destiempo, blancos como las nubes, eran la vela que encendía aquella estela que dejaba tras de sí al desdoble de su paso vertiginoso. Muestra en su rostro la tranquilidad que solo posee alguien poderoso, como quien no teme a nada; esboza solamente una sonrisa que afirma seguridad.

–Vaya que felicidad! Hacía tiempo que no me daba un descanso para venir a dar un paseo –mencionaba al tiempo que se inclinaba para posar su mano derecha sobre los pastos bañados con el rocío de la mañana –parece como si esta tierra hablara… vivo para protegerla arriesgando mi propia vida, este es mi legado y el de mis ancestros.- finalizo y se puso nuevamente de pie, el motivo de su visita si bien era recorrer aquellas tierras, no era el esencial, no así el hecho de obtener nuevos conocimientos, nuevos aliados para preservar aquellas tierras que bajo la voluntad de fuego le hacían meditar sobre sus actos en estos tiempos, y no es para menos puesto que él no es cualquier persona, sobre sus hombros recae el peso que solo recae en los shinobis más poderosos, los que ostentan el título de Hokage.

Levanto su brazo elevando sus dedos para realizar un chasquido que produjo una explosión, como resultado una nube de humo blanco se visualizó en aquel campo, al disiparse se podía ver de poco a poco la silueta que yacía detrás hasta finalmente dejar a la vista un pergamino que sostuvo con la surda; aparentemente no cualquier pergamino, puesto que parecía estar sellado con alguna clase de barrera. La sonrisa del hokage no se perdía de su rostro, aun cuando posiblemente aquel sello pudiese significar algún impedimento para sus intenciones. Elevo un poco su chakra en su interior, haciéndolo circular de manera vigoroso dentro de su cuerpo para después hacerlo emerger únicamente en la yema de sus dedos, de su mano derecha. Presto, la dirigió hacia donde se observaba aquel sello, conectando los puntos con sus dedos cargados de chakra, al instante aquel pergamino se abrió dejando a la vista una serie de inscripciones que daban como referencia a quienes habían escrito en el sus nombres con sangre.

–perfecto!

Menciono mientras extendía en su totalidad aquel pergamino. Los nombres en el correspondían a aquellos a quien admiraba y respetaba, las leyendas que habían dado gloria a Konoha, era tiempo de seguir sus pasos e invocar a quienes eran parte de aquella familia, no había tiempo que perder –bien, hagámoslo! –menciono efusivamente sin dejar de lado la concentración, evoco al chakra de manera armoniosa, haciéndolo recorrer cada punto de aquel circuito interno que lo componía, avivándolo con vitalidad impresionante, la cantidad acumulada era descomunal, mordió su dedo, haciendo fluir su sangre haciendo una inscripción en aquel pergamino, para continuar articulando los siguientes sellos: Oso, perro, pájaro, mono, Oveja… dejo caer la palma de su mano sobre el pergamino junto con todo el chakra acumulado; el resultado… una gigantesca bola de humo.

–quien eres tu?...
–jajaja! Así que lo logre
avatar
Clan: Uzumaki
Ninjutsu
Fuinjutsu
Sapos
Senjutsu Sapos
Doton Katon Clase A

Ryous : 6250 Mensajes : 132
Fecha de inscripción : 09/01/2016

Ver perfil de usuario
Hokage

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.