Naruto Reliquias Ninja


[Trama] ¡Hacia el país Helado!

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

[Trama] ¡Hacia el país Helado!

Mensaje por Megumi el Mar Mar 15, 2016 11:26 pm

Paciente, esperaba a quien sería su primera compañera en una misión. Una misión, en donde haya que viajar una larga distancia, sería aburrido que fuera solitaria. El tener a alguien con quien cooperar hacía que todo fuera más amigable y placentero. Menos tedioso. Era la líder... ¿por qué ha de haber una líder en un equipo de dos? Tal vez simplemente es por formalidades. Sin duda alguna todo será en base a la cooperación entre las dos kunoichis y el diálogo que vayan a tener para la importante toma de decisiones.

Perdida en sus pensamientos, de repente despertó y vio llegando a la rubia que la sugirió y aceptó como líder. Bueno, solo debería dar su mejor esfuerzo y tratar de ser un poco más seria y cautelosa. Debería retirar o aminorar su forma de ser... si es que eso llegaba a ser posible. Hay veces en que es imposible cambiar, y menos en un tiempo relativamente corto. - ¿Tienes miedo? - Una voz... no era nadie alrededor suyo. ¿Qué era? Es como si fuera ella misma, pero a la vez no lo era. La jovencita se encontraba muy confusa. Llegó a la conclusión de que los nervios le estaban jugando una mala pasada. Sí, debía ser eso. Ya estaba con la otra Kunoichi, suponiendo que la contraria igual estaba lista para partir. - Miu-chan. ¿Lista? Es hora de irnos. - Su sonrisa era radiante, como si estuviera feliz de que ya era hora de comenzar con el viaje. Nunca antes había salido de su aldea, pero tenía en su posesión un muy buen mapa que la ayudaría bastante. Aunque claro, igual debería ser capaz de ubicarse en el terreno y no perderse. Eso ya sería el colmo.

El camino no era tan largo según lo que podía ver en su mapa. El País Helado estaba pasad la frontera del Rayo. Eran países vecinos. El clima estaba agradable, por ahora. Si el país era helado... ¿hacía frío? No sabía si esa analogía era correcta. Ella no llevaba nada para abrigarse, tal vez ese pudiese ser un gran error. - Deja de ser cobarde... - De nuevo esa voz. ¿Se estaba volviendo loca? O tal vez simplemente se sentía mal y escuchaba la voz de alguien más de una forma distinta. - Miu-chan, ¿has dicho algo? - Preguntó, un podo preocupada. No sabía qué era. Dudaba que Miu le dijera algo como eso, ella parecía ser una buena persona. Será mejor que deje de pensar tanto y se concentre en la misión. En un día a lo mucho llegaría a su destino. Ese era un tiempo corto, aunque todo es relativo.

- Miu-chan, ¿has salido de la aldea antes? Esta es la primera vez que yo camino por este nuevo mundo. - Era una experiencia totalmente nueva para ella. Sentía miedo, pero también mucha emoción. Era joven, podía sentir una especie de excitación al lanzarse a nuevos rumbos. Claro, excitación en el sentido sano de la palabra.
avatar
Clan: Byakugo
Ninjutsu
Suiton Raiton Clase B

Ryous : 3351 Mensajes : 74
Fecha de inscripción : 20/01/2016
Edad : 18

Ver perfil de usuario
Genin de Kumo

Volver arriba Ir abajo

Re: [Trama] ¡Hacia el país Helado!

Mensaje por Miu el Miér Mar 16, 2016 4:52 am

Tarareaba alegremente mientras me dirigía a la entrada de la aldea. Sin darme cuenta me había demorado más de lo planeado en ir a casa y seguramente Megumi-san debía llevar mucho rato esperándome. Apresuré mis pasos y sonreí al divisar la silueta de mi compañera a pocos metros de mí. Corrí un poco acortando la distancia restante y tomé una bocanada de aire haciendo una pequeña reverencia, me sentía mal de haber hecho esperar a Megumi-san; era nuestra primera misión (juntas) y yo comenzaba con el pie izquierdo. Lo que menos deseaba era que mis descuidos ocasionaran roces entre ambas. Al estar solas necesitábamos apoyarnos y confiar la una en la otra, y sería muy desafortunado que todo el tiempo estuviésemos peleando.

—Megumi-san, disculpa la tardanza. Yo… —Me detuve en seco, sintiendo como mis mejillas se ruborizaban al darme cuenta de que estuve a punto de contar mis últimos momentos con el Raikage—. S-Si…estoy lista.

Sonreí nerviosa, acomodando mi mochila en mis hombros. Comenzamos el viaje, caminando tranquilamente al lado de la otra. Debía admitir que la compañía de Megumi era bastante reconfortante, pues su carácter afable y su espíritu cariñoso eran dignos de apreciar. De vez en cuando ella echaba vistazos en su mapa y no pude evitar pensar que había hecho bien al sugerirla como líder; después de todo yo había estado tan embelesada que olvidé tomar el mío. ¡Menuda líder hubiese sido! Ese descuido era totalmente inaceptable. Bueno, al menos fui lo bastante prudente como para empacar varios abrigos y algunos cambios de ropa, comida y bastante agua; así como algunas medicinas. El país helado debía ser bastante frío, sería una pena que en lugar de ayudar cayésemos enfermas también.

Parpadeé confundida cuando Megumi me preguntó si había dicho algo y negué con mi  cabeza. En realidad llevaba un buen rato en silencio, divagando mis pensamientos entre lo mucho que debía concentrarme y en la persona que me esperaba al volver. Escudriñé por un instante el rostro de mi compañera, había algo que me hacía dudar que se encontrara completamente bien. Su expresión me recordaba a la mía cuando abandoné Kirigakure. Cuando deseaba mostrarme fuerte y sin miedo, pero en el fondo me sentía incapaz de lograr convertirme en una kunoichi. Seguramente si hubiese hecho notar mi sentir en aquel entonces mi hermana no me habría permitido dejar mi fantástica vida de niña mimada. Sin embargo Megumi parecía una persona sensata y responsable, nunca hablaba más de la cuenta y su prudencia la hacían la mejor para guiarnos.

—Megumi-chan… —hice una pausa, tratando de asimilar el cambio tan radical en el honorifico—, es normal tener miedo y sentirse inadecuado de vez en cuando, pero si te sugerí como la líder es porque pienso que eres la mejor para ello. Yo olvidé mi mapa —solté una pequeña risa—. En mis manos quizá aún estuviésemos dando vueltas sin sentido. Eso no quiere decir que todo el peso debe recaer en ti, somos compañeras y puedes contar conmigo.

Le sonreí esperando darle un poco de ánimos y si acaso me equivocaba y ella no se sentía de esa manera, al menos podía estar segura que me encontraba en la mejor disposición para apoyarla en esta misión. Su pregunta me tomó por sorpresa y eso se reflejó en mi rostro. Cierto era que no se trataba de mi primer viaje y quizá por eso me sentía un poco más tranquila, pero ahora comprendía que para ella esta debía ser una experiencia totalmente nueva y desconocida. Esbocé una sonrisa, cuestionándome si debía contarle acerca de mí y de mi vida. Hasta ahora Shiroe era el único que conocía mi situación y no estaba segura de que mi secreto estaría totalmente a salvo. Después de unos breves segundos de meditarlo me propuse a contestar su pregunta.

—En realidad es la segunda vez… —bueno, ya me había decidido hablar—. La primera fue cuando salí me mudé a Kumogakure, luego de eso ya no he vuelto a viajar. Es emocionante, ¿no crees? —Miré al cielo un momento recordando mi aldea—. Conocer con total libertad y sin necesidad de huir. Hay que disfrutar lo que podamos, a pesar que vayamos a ayudar a una situación tan deplorable como la que se vive en el país Helado.

Quizá durante un descanso le contaría mi historia, aunque fuese solo superficialmente. Hasta ahora nunca había tenido una amiga y esperaba que ella se convirtiera en la primera, además que este viaje era propicio para estrechar lazos entre las dos y lo más importante era crear una confianza férrea, que nos permitiera hacer nuestro trabajo de la mejor manera y volver pronto a casa.
avatar
Clan: Yuki
Ninjutsu
Ninjutsu Medico
Fuuton Suiton Clase B

Ryous : 8075 Mensajes : 299
Fecha de inscripción : 15/01/2016
Edad : 23

Ver perfil de usuario
Genin de Kumo

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.